Historia Los de abajo

 

Prehistoria

Previo a la fundación de la Barra Los de abajo, se encontraba en las tribunas un grupo de hinchas azules que se autodenominaban El Imperio Azul; grupo que fue liderado por el “Maricón”/ “Chuncho” Martínez, apodos que dependía de quién se lo dirigía. La mencionada afición contaba con algunos instrumentos, pero realizaban cánticos tales como: “La ‘U’ -sonido del bombo- La ‘U'”, misma canción que se pueden oír en Europa u hoy en día en la hinchada azul que busca encontrar una cierta identidad.

Ya en los tiempos en la cual nuestro país sufrió por el golpe de estado, liderado por Augusto Pinochet, la Barra ya mencionada se manchó demasiado, ya que en las tribunas se veía al “Maricón” Martínez junto con Ambrosio Rodríguez y otros directivos de la Universidad de Chile, quiénes fueron colocados en el cargo por los militares,  conversando sobre todo el acontecer del grupo de afición de la ‘U’.

Sin embargo, un grupo de jóvenes hinchas de la Universidad de Chile, quiénes se comenzaron a agrupar debajo del “Imperio Azul”, en el año 1988, al todo estilo de Rockeros y con lienzos que decían”Devotos del Bulla” y “Con la U siempre” que rompían el esquema tradicional incorporando frases alusivas a la identificación de los hinchas hacia el equipo. Algunas de sus ideas modernizadoras chocaban en parte con la barrera generacional que componían los demás integrantes de la hinchada. Entre estas ideas estaba eliminar la caja y dejar que el bombo sonara solo y a un compás, a la usanza argentina, agilizar los cantos y darle un carácter más activo y agresivo a la actitud que la hinchada debería tener.

El Nacimiento

La Universidad de Chile bajó a la segunda división -actual Primera “B”- en el año 1989, tras caer ante Cobresal y culminó con 26 puntos a favor. Sin embargo, y pese a que todo el mundo daba por muerta a la ‘U’, los jóvenes hinchas que mencionamos anteriormente, siguieron al equipo a todas partes y con el tiempo, reemplazaron al “Imperio Azul”. También, los bullangueros que se manifestaban en contra de la dictadura, inventaron cánticos que caracterizaban a esa época. “Y va a caer y va a caer, la dictadura de Pinochet”, fue unas de las canciones que se hizo popular. Siguiendo la historia, la hinchada terminó de crecer, en él clásico con Colo-Colo, donde Los de Abajo obtuvieron como trofeo una gran bandera que pertenecía a la Garra Blanca. Este tipo de acciones no tenía cabida en los cánones de hinchada de la barra oficial, por lo que se solicitó la devolución de la mencionada bandera a sus legítimos dueños. Ante la negativa, se resolvió trasladarse desde el sector sur-oriente hacia el sector sur-poniente del Nacional. Este sería el comienzo de la hinchada como grupo independiente, adoptando el nombre “Los de abajo”, con el que se conocía al grupo por ubicarse siempre en la parte baja de las galerías junto a las rejas.

Crecimiento y “Golpe de estado”

Año tras año, la hinchada comenzó a agruparse de mejor manera y a recibir a más gente que amara a la Universidad de Chile. Así fue como creció la Barra Los de abajo, quiénes alentaban domingo a domingo al Más Grande hasta romper la voz. Fue así que se hicieron conocidos en todo el mundo, saliendo en programas argentinos -país donde se vive el fútbol cómo lo viven los bullangueros- además comenzaron a crear sus propios cánticos y no copiar tanto a las barras trasandinas.

Hasta que llegó el año 2010, en las últimas jornadas del campeonato nacional, el grupo liderado por “El Kramer”, llamado la “Vieja Escuela Los de abajo” fue sacada “a la fuerza” por parte de una multitud de hinchas apodados como “El Movimiento Los de Abajo”, quiénes buscaban, según ellos, que la Barra perteneciera a toda la gente de la ‘U” y no solo para el grupo viejo.

Sin embargo, la “Vieja Escuela Los de Abajo” acusaba que “el Movimiento miente y mienten, que sólo buscan el poder de la hinchada”.

Ante esto, el Movimiento Los de abajo se tomó la Barra Oficial y se colocaron en la “14” -el cajón-, mientras que la Vieja Escuela se colocaban en la puerta “18”, fue ahí cuando hubo un duro enfrentamiento, que terminó con expulsar definitivamente a los históricos, quiénes luego se comenzaron a colocar en la galería norte.

Te invitamos a revisar la historia de la Barra Los de abajo, contada por un hincha azul que vivió todos los años: